Sobre Lubricantes Ecológicos

publicado en: Principal | 0

Hablemos sobre lubricantes ecológicos, un tema de mucha importancia en nuestros días. Actualmente muchas industrias están trabajando sobre un marco de responsabilidad social con el medio ambiente, desarrollando productos amigables. De hecho, esta ola comenzó en la década de los años 80, de tal forma que surgieron los lubricantes con conciencia ambiental (EAL, son sus siglas en inglés), que parten de la práctica de la conservación de los recursos no renovables, retrasando el impacto negativo sobre el entorno, además de ser no tóxicos, ecológicos y biodegradables.

Asimismo, es necesario evaluar el comportamiento de los lubricantes para cada uno de los motores y en el aumento de kilometraje recorrido, para prolongar el ciclo de cambio de aceite de 10 mil a 20 kms., de tal forma, que, en base a los resultados, se elaboren programas de mantenimiento preventivo y predictivo. Por otra parte, los aceites biodegradables, tienen la capacidad de descomponerse en dióxido de carbono y agua por la acción de microorganismos en un tiempo específico, grupo en el que están los vegetales y los aceites sintéticos. Mientras los no tóxicos, son medidos por los efectos nocivos que puedan ocasionar al medio ambiente, por lo que se les realizan dos pruebas, la toxicidad acuática y la WHC europea, que verifican el comportamiento del aceite en el agua o su efecto detergente, aunque la última establece el grado tóxico de cada producto.

Otro punto a considerar es la viscosidad, mediante la clasificación SAE (Society of Automotive Engineers) y la API (del American Petroleoum Institute), que define la calidad del aceite. Dado su grado de viscosidad, los lubricantes de clasifican en tres importantes grupos: monógrados, multígrados y sintéticos. Para comprender mejor este punto, al momento de adquirir o comprar un aceite o lubricante, es necesario que puedas fijarte su etiqueta, para que puedas reconocer, comprender e interpretar el contenido de los productos, además de saber cuál es el adecuado para tu motor, debes de fijarte las letras y los números que establecen las características y propiedades del lubricante. Por ejemplo, los multígrados utilizan dos números separados por la letra W.

El primero de estos, seguido de una W, representa la menor viscosidad del aceite, es decir, 20W o 0W. Entre más pequeña sea la cifra, más fluido será el aceite al momento del encendido del motor. El segundo número representa la viscosidad del aceite a la temperatura de operación del motor: 20, 30, 40 o 50. Esto significa que, mientras más alto sea, más viscoso será el aceite.

«Un lubricante muy grueso, no es el más recomendado para los motores nuevos por la poca distancia entre sus partes, y la bomba del aceite tendría que hacer un mayor esfuerzo para hacer fluir el aceite. Eso, a su vez, genera mayor consumo de combustible».

Para un motor por estrenar se aconseja un lubricante multígrado, que fluya más fácilmente al momento del encendido, y que mantenga una buena película lubricante sobre las partes a la temperatura de operación del motor.

Deja un comentario